CELEBRANDO LA VIDA

CELEBRANDO LA VIDA
TONY CASTELLANOS CON EL COLECTIVO SENDERO DE LUZ

24.3.14

"Festival Grito por la paz en la voz de Monseñor Romero"

Alicia Herrera Rebollo, José Antonio Castellanos y Teresita González

Publicado en el blog: Desde El Salvador al mundo
http://desdeelsalvadoralmundo.blogspot.com/


La Casa de la Cultura del Municipio San Rafael Obrajuelo del Departamento de la Paz, realizó un festival literario-poético con la participación de representantes del Movimiento Poetas del Mundo, Capítulo El Salvador, teniendo como invitados a las poetas Teresa González, Alicia Herrera Rebollo, José Antonio Castellanos, Wilfredo Mármol Amaya y Fredy Ramón Pacheco, Coordinador del Movimiento. La más importante participación estuvo a cargo de estudiantes del Centro Escolar Profesor Rafael Osorio y del Centro Escolar Cantón La Palma.

Julio Roque,  Miguel Ángel Barrera, 
Fredy Ramón Pacheco,  Alicia Herrera Rebollo, 
Teresa González, Wilfredo Mármol Amaya,  
Reinaldo Palacios, y José Antonio Castellanos.
El Movimiento de Poetas del Mundo, Capítulo El Salvador ha realizado más de un centenar de recitales en estos dos  últimos años en innumerables espacios dedicados al quehacer cultural. Este año 2014 ha emprendido una titánica tarea: SEMBRAR VERSOS EN EL CORAZÓN DE LA JUVENTUD SALVADOREÑA, con el compromiso que donde se encuentren allá llegaremos con nuestra poesía y rescatar el poema que son sus vidas, con un mensaje de Paz..."un grito de paz", una propuesta poética de la inteligencia y la tolerancia como instrumentos para crear una cultura de armonía y comprensión humana que les motive a caminar por los senderos del arte y la literatura como fuentes espirituales que guíen sus vidas.
Estudiantes de los Centros Escolares
La actividad fue calificada, por el poeta Fredy Pacheco, “como una verdadera acción poética sembrando versos y cosechando un nuevo El Salvador, una hermosa siembra de versos en el corazón de las nuevas generaciones, la felicidad de compartir las creaciones y sueños poéticos de esa Juventud "Divino tesoro", como la llamó el poeta Rubén Darío. Llevamos con nosotros más  que la palabra rubricada por la musicalidad y ternura inspiradas por nuestras almas: El inmenso deseo de comunicarnos y dejarles una semilla, para que crezca un nuevo y frondoso árbol de amor en nuestro El Salvador.”

José Antonio Castellanos en conversatorio

La jornada dio inicio con la ponencia “La literatura en El Salvador de hoy, en el marco del libro “La Republica que no existió”, por el escritor José Antonio Castellanos, autor del libro en cuestión. Magistral ponencia que recreó y provocó una reflexión crítica sobre el aporte de Anastasio Aquino, Rey de los Nonualcos, considerados por unos como un saqueador, un ladrón  y para otros un verdadero patriota y defensor de los indios, pobres y despojados de las tierras ejidales. 

El Director de la Casa de la Cultura, Miguel Ángel Barrera fue un excelente anfitrión. Se contó además con la participación del poeta viroleño Reinaldo Palacios,  y del trabajador del arte y la cultura, el viroleño Julio Roque, quien deleitó con canciones de Silvio Rodríguez, los versos “Soy feliz, soy un hombre feliz, y quiero que me perdonen, por este día, los muertos de mi felicidad”, fueron el preámbulo para escuchar las composiciones poéticas de los estudiantes. Agradecimientos al Señor Alcalde Municipal de San Rafael Obrajuelo, señor Amílcar Aguilar, por apoyar el quehacer poético de los estudiantes.  Este es un recorrido al aporte de los estudiantes, que nos ponen a pensar y actuar, en virtud que  Monseñor Oscar Arnulfo Romero ha resucitado en el pueblo salvadoreño.

Estudiantes poetas entregan sus poesías a Wilfredo Marmol


MARTIR

Monseñor, un mártir fue
calumniado, humillado derrochado cobardemente
muy querido por unos y odiados por otros
defendió a los humildes y aquellos sin voz.

Libertad quiso dar
y por los aires revolotear
una sonrisa dar y nunca callar
la muerte, una sombra sin más
pues entre gritos y sustos
en el púlpito murió, su sangre derramó
como Cristo murió…
se recuerda a él cada año con devoción

Siento tristeza recordar
ese momento crucial
el pasado no lo puedo cambiar
pero sí conmemorar como todos al igual.

Siempre fue una inspiración para el pueblo
porque tú llegaste a cada uno al corazón yo quiero ser como tú
eres el que habló sin miedo a la represión.  

Paula Esmeralda Anaya Vásquez. Edad 14 años.
9° Grado A.
Centro Escolar Profesor Rafael Osorio.


OH, MONSEÑOR

Oh, Monseñor Romero
hombre humilde
y de corazón sincero.

Oh, Monseñor tus ojos
eran como dos luceros
que iluminan la noche.

Oh, Monseñor
el velador de los pobres
héroe de la gente humilde

Oh, Monseñor Romero
en ti se refleja
la esperanza y el valor
de  luchar

Oh, Monseñor Romero
eres un ejemplo a seguir
de luchar por lo que queremos
y no temer,
porque el que teme  cobarde es.

Emerson Córdova. Edad 15 años. 
9° Grado A.
Centro Escolar Cantón La Palma.


FIEL A TUS FIELES

Monseñor Romero
de corazón noble
buenos sentimientos
defensor de los pobres.

Tú, hombre bueno
sintiendo el dolor de tu gente,
ese fue tu único sueño, la libertad y la paz,
el sueño de vivir
ese fue el orgullo
para todos tus fieles.

Monseñor Romero
tú  mismo dijiste
que si morías resucitarías
en el corazón del pueblo salvadoreño.

Tú martirio fue y será
recordado por mucha gente
que te aman y te seguirán
amando por siempre.

Martha Lisseth Palacios. Edad 14 años.
9° Grado A.
Centro Escolar Cantón La Palma.


MONSEÑOR PASTOR DE LA PAZ Y EL AMOR

Monseñor Romero hombre de gran corazón,
luchador por la libertad
acusado por los de arriba, de revolucionario marxista
causante de todos los males.

Pero jamás de los labios
salió una palabra de rencor
o violencia sino siempre respetuoso,
profesor de los demás
y para el país.

Fue un hombre honrado
y decía las cosas claras y nunca
se cansó que el dialogo
llevaba a una solución plena
sin perjudicar al país,
hombre que luchaba por la paz
y el amor de El Salvador.


Cecilia del Carmen Mena. Edad 15 años.
9° Grado A.
Centro Escolar Cantón La Palma.


MONSEÑOR EL SACERDOTE DE LOS HUMILDES

Un hombre dedicado al pueblo salvadoreño
entregó su vida a defender
a los más desprotegidos.

Proveniente de su familia humilde y modesta
a sus trece años de edad
sentía atracción por la orden sacerdotal.

Monseñor Oscar Arnulfo Romero
llegó a ser sacerdote
su vida sacerdotal
la dedicó a defender
al pueblo humilde
un día dijo: “La ley es como la culebra, pica al que anda descalzo”

Carmen Yamileth Molina. Edad 15 años.
9° Grado A.
Centro Escolar Cantón la Palma.


*Fotos de Teresa González y Alicia Herrera Rebollo

No hay comentarios: